Presidencia Española de la Unión Europea
Hablamos de Europa

Irlanda, el último eslabón

A pesar de haber sido uno de los miembros más beneficiados por la Unión Europea desde su anexión, Irlanda ha sido el único país en someter a referéndum la aprobación del Tratado de Lisboa y rechazarlo.

La consulta, que se realizó el 12 de junio de 2008, dio como resultado un 53.4% de rechazo frente a un 46.6% de aprobación. Autoridades de la UE atribuyeron la pérdida a la poca información distribuida en el país y una explicación vaga de sus implicaciones.

La victoria del 'no' en el referendum del Tratado de Lisboa celebrado en Irlanda, portada de diferentes periódicos británicos, irlandeses y suecos. / Archivo
La victoria del 'no' en el referéndum del Tratado de Lisboa celebrado en Irlanda, portada de diferentes periódicos británicos, irlandeses y suecos. / Archivo

El primer ministro irlandés, Brian Cowen, explicó que su país se mostraba preocupado por algunos temas en los cuales la UE podría tener una mayor libertad de decisión, y sobre los que su población no estaba interesada en ceder. Así, Dublín solicitó una serie de garantías en puntos muy precisos del Tratado como el derecho a la vida, la neutralidad militar, los derechos sociales y la autonomía fiscal.

Un año después de los comicios, Europa concedió estas garantías a Irlanda, que de inmediato convocó una nueva consulta, que se realizará el 2 de octubre de 2009. Para que esto fuera posible, el Consejo Europeo acordó con los otros 26 miembros tres garantías legales exigidas por Dublín, y que no afectan las ratificaciones realizadas por sus países al Tratado.

Las garantías de la UE para Irlanda son:

  • · No se afectarán de ninguna forma las protecciones que la Constitución irlandesa tenga en relación con el derecho a la vida, la educación y la familia. Esto significa que las cuestiones éticas sensibles, como el derecho a la vida, seguirán siendo decididas en Irlanda.
  • · Las competencias de fiscalidad de cada Estado miembro siguen quedando en sus manos. La UE no controlará los tipos impositivos.
  • · Las políticas de seguridad y defensa de los Estados miembros no se verá afectada, incluida la tradicional política de neutralidad militar de Irlanda, lo que significa que cuestiones como el nivel de gastos o la participación en cualquier operación sigue siendo individual.

Enlaces de interés

grupo en facebook

También en Facebook

Únete a nuestro grupo de facebook de Apoyo a la Presidencia Española UE 2010

Hazte miembro del grupo »

Vídeo

Zapatero llega a Suecia para preparar la presidencia española de la UE

diseño: Ignacio Povedano | coordinación: Luismi Cámara